Manualidad de esponjas blandas y apretadas

Manualidad de esponjas blandas y apretadas

 

Pruebe estos usos súper creativos de las esponjas, todos perfectos para las manos pequeñas.

 

1. Haz esto: Amigos de los animales en el baño

Apela a: El niño que ama hacer un chapuzón

Lo que los niños ganan: Habilidades motoras finas, imaginación, creatividad

Lo que necesitas: Esponjas sencillas sin bloc de notas (una esponja para cada animal); papel; rotulador, tijeras

Qué hacer:

Antes de empezar: Dibuja o imprime las formas de animales que encuentres en Internet si crees que tu hijo prefiere trazarlas a mano alzada. Sólo asegúrese de que la plantilla que utilice sea del tamaño adecuado para las esponjas.

Paso 1: Haga que su hijo haga un contorno de su animal favorito en una esponja, ya sea dibujando a mano alzada o trazando la forma del animal. Ayude a su artista en ciernes con el trazado y luego, corte, si es necesario.

Paso 2: Cortar el animal esponja a lo largo de las líneas.

Paso 3: Repita los pasos 1 y 2 para crear tantos animales esponja como su hijo quiera.

Qué hacer a continuación: ¡Ordenar, tomar unas cuantas, y salir al baño!

2. Haz esto: Una obra maestra de pintura con esponja

Apela a: Tu futuro Picasso

Lo que los niños ganan: Habilidades motoras finas, elaboración de patrones, toma de decisiones creativas

Lo que necesitas: Esponjas; pintura a base de agua, lavable y apta para niños, en múltiples colores; tazones desechables – uno para cada color; papel de manualidad, de construcción o blanco; periódicos o un paño de goteo, para contener el entusiasmo y el desorden!

Qué hacer:

Paso 1: Cubrir la superficie de trabajo con periódicos o tela.

Paso 2: Dibuja o encuentra formas extravagantes imprimibles en línea. Incluya una luna, el sol, las estrellas, las flores, incluso mariposas. Ayude a su hijo a trazar las formas y a cortar las esponjas según sea necesario.

Paso 3: Vierte la pintura en tazones – uno para cada color. Colócalo en la superficie de trabajo.

Paso 4: Ayude a su hijo a mojar suavemente un lado de cada una de las esponjas con forma en un color de su elección, y muéstrele cómo estamparlas o mojarlas en el papel. Para un efecto diferente, muestre a su hijo cómo arrastrar las esponjas en lugar de sellarlas.

Paso 5: Deje que la obra maestra se seque.

Qué hacer a continuación: ¡Exhibirlo, tal vez, en el Louvre, o tal vez en una inmobiliaria de primera en casa!

3. Haz esto: Rompecabezas de esponja

Apela a: Su futuro diseñador de moda o de interiores, o ingeniero

Lo que los niños ganan: Habilidades motoras finas, creatividad, lógica, razonamiento espacial, ingenio

Lo que necesitas: Un gran paquete de esponjas (sin bloc de notas); un marcador; tijeras; una plantilla imprimible de 7 piezas de tangram, disponible en línea

Qué hacer:

Paso 1: Imprimir y recortar el tangram y cada una de las formas geométricas individuales, llamadas tans, que componen ese diseño.

Paso 2: Ayude a su hijo a usar un marcador para trazar los bronceados de papel en las esponjas – un bronceado por esponja.

Paso 3. Corte y separe los bronceados para que su hijo vea que tiene siete en total.

Paso 4: Anima a tu maestro de puzles a dejar volar su imaginación mientras reorganiza los bronceados y los encaja para formar sus propios patrones únicos y creativos.

Qué hacer a continuación: Buscar otros tangrams en línea – incluyendo animales, barcos y cohetes. A su hijo le encantará arreglar las piezas para imitar las formas, y al mismo tiempo, ¡ aumenta su comprensión espacial!

Leave a Comment!