Duende plantador de «Cabellos»

Duende plantador de «Cabellos»

 

Esta manualidad te enseña habilidades de corte, color y pegamento, cultiva la paciencia y siembra algunas sonrisas felices.

Duende plantador de «Cabellos»

Lo que necesitas

  • Cartón de un cuarto de galón
  • Medio de arranque de semillas o tierra para macetas
  • Semillas de hierba
  • Espuma manualidadsanal
  • Tijeras
  • Pegamento
  • Marcadores de color
  • Ojos saltones

Qué hacer

  1. Corta una caja de cartón de un cuarto de galón 2½ a centímetros de la base. Haz unos cuantos agujeros de drenaje en la manualidad inferior.
  2. Pega la espuma de la manualidad alrededor de la caja. Crea orejas y pajaritas con espuma manualidadsanal y pégalas. Añade detalles con marcadores. Pegar los ojos que se mueven.
  3. Llena la caja con tierra para macetas con semillas de hierba.
  4. Poner el cartón a la luz del sol, regar las semillas y ver crecer el «pelo» del duende

*Los ojos son un peligro potencial de asfixia para los niños de 4 años o menos, así que es necesario supervisarlos de cerca.

Extiende la diversión

Para los niños más pequeños: Usando espuma para manualidades, marcadores y ojos que se mueven, haga que su hijo cree diferentes caras a cada lado de la caja. Pruebe con los opuestos: feliz/triste, despierto/dormido, niño/niña. O dibuja un animal favorito: gato, perro, conejo o cordero manso o un monstruo asustadizo. Para una alternativa sin crecimiento con un efecto espinoso, pincha la tierra con pajitas para beber, brochetas de bambú, flores artificiales, crayones o lápices de colores.

Para niños mayores: Cámbialo. En lugar de hierba, deje que su hijo plante hierbas. En 10 días, empiezan a aparecer los brotes de eneldo plumoso o de cilantro esponjoso; en dos semanas, cebollinos espinosos u orégano saltarín. Amplíe sus conocimientos de jardinería transplantando las hierbas al aire libre cuando el clima se calienta. Riegue y pellizque en consecuencia.

 

No Responses

Leave a Comment!